Canción Weightless. Música relajante para Mindfulness

Acabo de leer un  artículo curioso sobre una canción de relajación muy particular.

La pieza en cuestión se llama “Weightless”. Ha sido compuesta por el trío británico de ambient, Marconi Union, en 2011. Ese mismo año  la revista Time la incluyó entre los mejores 50 inventos del 2011. 

Lo interesante de la noticia es que un estudio científico la ha declarado como la canción más relajante de la historia que haya compuesto un humano: es la canción perfecta para relajarse.

En dicho estudio, en el que participaron 40 mujeres, los investigadores concluyeron que Weightless es, por lo menos, 11% más relajante que cualquier otra pieza musical (ya que neutraliza el 65% de la ansiedad y relaja un 35% más a las personas que en su estado habitual de descanso). Durante la prueba se evaluaron indicadores como los ritmos cardiaco y sanguíneo, la respiración, y la actividad cerebral.

Tras escuchar la pieza en cuestión, que dura 8:16 minutos se han comprobado los efectos tan beneficiosos como la minoración del ritmo cardiaco, de la presión sanguínea, y de la presencia de la hormona cortisol (que se libera como respuesta al estrés).

Con ayuda de especialistas como  terapeutas sonoros, y estudiando las teorías del sonido, estos chicos de Manchester crearon Weightless. Para su composición se utilizaron sonidos generados con guitarra, piano, y sampleos electrónicos de atmósferas naturales.

En el comienzo de la canción el ritmo corresponde a 60 beats, y a continuación poco a poco va disminuyendo hasta 50. Los intervalos armónicos (los silencios que hay entre cada nota), se eligieron escrupulosamente para generar una sensación de comodidad.

"La canción recurre a múltiples principos musicales que probadamente implican un efecto calmante en las personas. Y al combinar estos elementos, de la manera en la que Marconi Union lo logró, dan vida a la canción perfecta para relajar" afirma Lyz Cooper, fundadora de la Academia Británica de Terapia con Sonido.

Os invito a escuchar esta canción, y a realizar el siguiente ejercicio de Mindfulness para comprobar en primera persona lo efectos que ya han validado las pruebas científicas.

Si permitimos que nuestra atención fluya y se concentre en el sonido tan agradable de esa canción, podemos observarlo en profundidad. Podemos notar las emociones que emergen solo por el hecho de sentir el sonido de esa canción.

El sonido en si mismo no es agradable o desagradable, es la reacción emocional quien produce ese estado de agrado. Mientras observamos el sonido podemos darnos cuenta de estas reacciones que surgen. Podemos observar cada vez más profundamente ese sonido en si mismo, aplicando una actitud abierta, sin apego ni aversión a estas reacciones emocionales, y pensamientos que van surgiendo. Sin resistencia, permitiendo que puedan emerger y disolverse.

Observa como todos los sonidos nacen y mueren en el silencio.  Nota el estado de sonido y el estado de silencio. Toma conciencia del estado de ese espacio infinito llamado MENTE, y busca esa paz, y tranquilidad que está emergiendo. Encuentra tu calma. No olvidemos que si no está aquí esa felicidad, ... no está en ningún otro sitio....