Glosofobia

Glosofobia: miedo a hablar en público

La glosofobia es una fobia social específica, tal y como viene reflejada en el DSM-5 (Manual Diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales), se experimenta ante situaciones que implican hablar en público. El término glosofobia proviene de los términos “glossa” (lengua) y “fobos” (miedo).

Representa un miedo intenso, irracional, persistente a lo largo del tiempo y desproporcionado, que llega a ser muy incapacitante y que limita la vida de la persona, ya sea a nivel laboral, académico o personal.

Se diferencia de la fobia social generalizada, ya que en este caso la persona sufre intensos síntomas de ansiedad ante situaciones variadas de interacción social, en cambio en la glosofobia los síntomas se circunscriben a situaciones que implican hablar en público.

Habitualmente hablar ante una audiencia es una de las situaciones que provoca en las personas mayor incomodidad, presión y miedo, pero es cuando éste se transforma en un temor incontrolable y desmesurado, cuando hablaríamos de glosofobia.

Según mi experiencia en el tratamiento de este tipo de fobias podemos encontrar el origen de esta fobia principalmente en:

  • Experiencias traumáticas vividas en momentos en que se ha tenido que hablar delante de muchas personas u otras situaciones similares (por ejemplo haber experimentado rechazo o haber sido el centro de comentarios o burlas).
  • Creencias negativas sobre las propias capacidades, un excesivo grado de autoexigencia y miedo al juicio de los demás.
  • Factores de aprendizaje o también genéticos, que predisponen hacia la ansiedad y el estrés.

Identificar los factores que contribuyen en cada persona a ese miedo permitirá aportar las claves para desarrollar una intervención terapéutica con éxito. La individualización de la terapia es fundamental y constituye la piedra angular de los tratamientos que realizamos en Psicopartner.

glosofobia

Síntomas de la glosofobia:

Pueden establecerse varias categorías de síntomas que las personas con glosofobia experimentan ante el hecho de hablar en público: síntomas físicos, cognitivos y conductuales. Es necesario resaltar que de todos ellos, cada persona puede presentar diferentes síntomas y éstos con distinta intensidad.

Entre los síntomas físicos encontraríamos:

  • Aumento del ritmo cardíaco y respiratorio
  • Sensación de falta de aire o de asfixia
  • Mareos o vértigos
  • Náuseas y/o vómitos.
  • Aumento de la sudoración.
  • Temblores
  • Tensión
  • Visión borrosa
  • Alteraciones gastrointestinales
  • Sensación de confusión y de irrealidad
  • Sensación de hormigueo o entumecimiento
  • Tartamudeo
  • Rubor
  • Boca seca
  • Altibajos emocionales

Respecto a los síntomas cognitivos, destacar:

  • Pensamientos e ideas sobre las propias capacidades. Diálogo interno negativo, con pensamientos de devaluación de los logros y una focalización en los fracasos
  • Pensamientos sobre las consecuencias anticipadas negativas por ser el centro de atención y sentirse evaluado por los demás: conexión con sensaciones de ridículo, de vergüenza
  • Fantasías sobre escenarios catastróficos que contribuyen a la ansiedad anticipatoria y que guiarán el comportamiento
    Sobreestimación de la probabilidad de ocurrencia de esos escenarios desagradables
  • Patrones de alta exigencia en la propia actuación y pensamientos rígidos sobre la conducta apropiada
    Hipervigilancia ante las actitudes de los demás y atención y conciencia excesiva hacia uno/a mismo/a
  • Preocupación excesiva por la crítica, miedo al juicio y al rechazo social. Por ejemplo por ser percibido como aburrido, por parecer tonto y no estar a la altura de las circunstancias, por hacer evidentes los síntomas de ansiedad que se experimentan (tensión, rubor…) etc.
  • Pensamientos o imágenes recurrentes de la pérdida de control de la situación

Síntomas Conductuales

El malestar que experimenta la persona ante las situaciones en las que tiene que hablar en público, conlleva una serie de actuaciones con el objetivo de evitar tales eventos o de escapar de ellos, y serán las que vayan guiando sus decisiones.

Tratamiento del miedo a hablar en público:

En un inicio deben identificarse los síntomas que se experimentan así como las situaciones en las que aparecen.

Será importante el trabajo enfocado a la adquisición de habilidades de gestión emocional, así las emociones que pudiesen aparecer en la situación aversiva serán permitidas.

Señalar que hablar en público, como muchas otras actividades de nuestro día a día, requieren de un aprendizaje, y las estrategias de evitación impiden que ese aprendizaje pueda llevarse a cabo. Se haría necesaria una aproximación progresiva a las situaciones que están impidiendo desarrollarse personal, académica o profesionalmente. Para ello, es adecuado en ocasiones un entrenamiento de la regulación emocional a través de técnicas de relajación y respiración.

En los casos en que existiese una origen traumático, asociado a alguna experiencia de muy alta intensidad, habrá que intervenir para su procesamiento emocional.

A nivel cognitivo, se interviene en el ajuste de las expectativas sobre la propia actuación, para que éstas sean ajustadas a las circunstancias, sean realistas y no excesivamente exigentes e imposibles de alcanzar.

También se trabaja con las creencias, los pensamientos negativos y las anticipaciones catastróficas, que se generan por el hecho de hablar en público. Se trata de detectar el discurso interno desmotivador y que éste cambie a un autodiálogo reforzante (“soy capaz”, “puedo hacerlo, conozco sobre lo que voy a hablar”, “no es necesario que sea perfecto”…) potenciando así la autoeficacia y permitiendo enfocarse en la propia tarea, lo que ayudará a dejar de lado la hipervigilancia a los detalles externos.

glosofobia

Si te has visto reflejada/o en este artículo y no sabes bien como comenzar a trabajar para perder ese miedo a hablar en público, llama al +34 669 489 678 y reserva una cita presencial con nuestro equipo de Psicolog@s Sanitarios. También puedes utilizar nuestro servicio de Psicólogos Online. Estaremos encantados de atenderte y ayudarte.

Ana de Paz

Ana de Paz

Psicóloga Sanitaria y Mediadora Familiar

Reservar cita

Publicaciones relacionadas

Disforia de Genero

Hoy en día el concepto de disforia de género está de actualidad y, en este espacio veremos qué es pero sobre todo que NO es

Leer Más >>
Depresión Navideña

La depresión navideña

¿Qué es la depresión de Navidad? La depresión navideña o blanca se puede considerar como un trastorno Trastorno Afectivo Estacional. Este trastorno afecta entre el

Leer Más >>