Sexo y Amor

¡Da el paso ahora!

Aprovecha los descuentos en tu primera cita

30% dto

La sociedad occidental ha pasado por muchos cambios en lo referido al amor y el sexo. En la Edad Media cuando gran parte de los matrimonios eran concertados no se pensaba en el amor, se pensaba más bien en la unión de familias/patrimonios y en el sexo, el cuál llevaba a la procreación. 

Más adelante, con la influencia de la iglesia católica, parecía que sólo se podía tener sexo con las personas a las que amábamos (y estando casados, claro). En España la mayoría de las parejas no tenían sexo antes del matrimonio. 

El amor y la unión se traducían en el matrimonio, el cuál te daba el pasaporte para poder tener relaciones sexuales.

Hoy en día parece que esto del amor, a veces suena hasta un poco casposo, estamos siendo víctimas de un efecto pendular, pasamos de solo poder tener relaciones después del matrimonio a poder tenerlas con quien quieras, cuando quieras y donde quieras. 

La responsabilidad afectiva

Se supone que estamos en el mejor momento en lo que a la libertad sexual se refiere, pero esto no es del todo cierto, un gran poder, conlleva una gran responsabilidad. En este caso, la responsabilidad afectiva.

En nuestras relaciones sexuales actuales, como sexóloga y psicóloga, veo necesario que dejemos claras nuestras intenciones. Porque puede que la otra persona esté enamorándose de ti y tú solo quieras encuentros esporádicos con esta persona. 

Está bien hacer lo que quieras con tu vida sexual, pero teniendo en cuenta a las otras personas y sus necesidades. Si queréis cosas diferentes, lo mejor es que no juguéis con fuego.

Sexo sin amor

Hay algo que es necesario que tengas muy en cuenta: no eres mejor o peor por disfrutar de relaciones sexuales sin amor. Tampoco eres mejor o peor por no disfrutarlas si no estas enamorada o enamorado. 

Hoy en día parece que si no te gusta tener encuentros esporádicos eres una o un aburrido, anticuado, alguien con muchos tabúes… y ESTO ES MENTIRA. 

De manera innata hay personas que tienen una preferencia u otra. Por tanto, que solo disfrutes de tus encuentros sexuales cuando tienes un vínculo amoroso con la otra u otras personas, es totalmente válido y no hay nada malo en ti.

No te fuerces a hacer cosas que no te gustan, eso sí que es un problema, eso sí que es ser víctima de la sociedad. En nuestra vida sexual mandamos nosotras y nosotros. Y si no queremos tener encuentros sexuales esporádicos, es importante que no los tengamos. 

Por otro lado, tampoco podemos sentirnos culpables por querer tener relaciones sexuales con personas a las que no amamos. Lo único que tienes que hacer es, como te decía previamente, dejárselo claro a las personas con las que vayas a interactuar. De este modo, estaréis en la misma página. 

Si te ocurre, que te sigues sintiendo culpable, simplemente tienes que evaluar qué creencias hay detrás de esto, puede que algunas sean:

  • Disfrutar de relaciones sexuales sin amor es algo de personas viciosas/malas/pecadoras. 
  • Me estoy comportando de una manera lasciva/poco formal/irresponsable.
  • Tener relaciones sexuales con diferentes personas es malo.

Si estas creencias u otras te rondan, intenta cambiarlas por otras más realistas. Por ejemplo: tener relaciones sexuales no es malo, tienes derecho a tenerlas siempre que todas las personas implicadas sean respetadas.

young homosexual couple lying on bed kissing Sexo y Amor

Relaciones abiertas

 También puede que te ocurra que tú o tu pareja (o ambos) queráis abrir vuestra relación, algo que al principio da mucho vértigo porque como sociedad no estamos entrenados/as para ello. Si este es el caso, tendréis que poner límites entre el amor y el sexo:

  • ¿Tendréis encuentros sexuales esporádicos o queréis generar vínculos amorosos o de amistad con esas otras personas?
  • ¿Qué pasaría si también os enamoráis profundamente de esas otras personas, seríais poliamorosos? ¿Y si solo le pasa a un miembro de la pareja? ¿Aparecerían celos entre vosotros/as?
  • ¿Cuánto tiempo le vais a dedicar a estos encuentros sexuales esporádicos? ¿va a ser algo semanal, mensual…? ¿fines de semana completos, días esporádicos, vacaciones?
  • ¿Ambos sois buenos en esto de disfrutar de relaciones sexuales sin vínculo amoroso?
  • ¿Ambos estáis de acuerdo en llevar a cabo todo esto?

Estas son algunas de las cuestiones que yo os recomiendo que os planteéis, de cara a evitar posibles problemas en vuestra pareja.

Me gustaría que sea cual sea tu situación (expuesta o no en este artículo) reflexiones sobre qué es lo que quieres en tu vida sexual y amorosa. Puede que hoy quieras una cosa y en unos meses otra. Está bien, siempre que te respetes y respetes a las personas con las que interactúes.

Como te decía, la sociedad actual nos empuja a tener muchas relaciones sexuales esporádicas y casi que nos ridiculiza si queremos algo serio, especialmente a las generaciones más jóvenes. 

De ahí la creación de aplicaciones de citas, creadas explícitamente para tener este tipo de encuentros, en los que estamos creando encuentros de usar y tirar, de los cuales si abusamos (como de cualquier otra cosa) saldremos perjudicados. 

Tu tiempo libre no puede consistir únicamente en tener relaciones sexuales esporádicas.

Si crees que te cuesta decir que no a este tipo de encuentros, por miedo las burlas; que rozas la adicción a este tipo de encuentros o que no te aclaras en lo que quieres o no en tus encuentros sexuales, no dudes en contactar con nosotros, en Psicopartner disponemos de un gran equipo de psicólogos, sexólogos y terapeutas de parejas que te pueden ayudar tanto a nivel presencial como por videollamada.

Puedes contactar con nosotros llamando al teléfono +34 669 489 678 o bien enviando un email a hola@psicopartner.com donde estaremos encantados de escuchar tu caso y poder ayudarte.

Picture of Irene Calleja

Irene Calleja

Psicóloga Sanitaria Colegiada M- 26907
Psicóloga Experta en Mindfulness
Especialista en Trastornos de Ansiedad y Alimentación

CONCERTAR cita

Publicaciones relacionadas

Mitos sobre la terapia sexual

La sexología es una disciplina científica que estudia la sexualidad humana en todas sus dimensiones: biológica, psicológica, social y cultural. Desde sus inicios, ha evolucionado

Leer Más >>